La publicidad y Berto Romero

Sin título

“No podía más tengo casi cuarenta años” ha declarado Berto Romero, el sobrino de Andreu Buenafuente, ha permanecido callado décadas pero una maldita bolsa de pan rallado ha sido más fuerte que tantos años de silencio.

Lo entiendo, le han provocado y cuando a uno le intentan tomar el pelo coge una cámara y llama a las cosas por su nombre.

En el siguiente enlace encontraremos muchas respuestas o tal vez muchas preguntas.

El paroxismo publicitario

Anuncios