Jugar:sinónimo de felicidad

8325564874_90f9357918_z

Lo siento este no es un artículo sobre niños  para padres que busquen información sobre los beneficios del juego, pero no te vayas, igual te interesa.  Siempre me han llamado la atención los parques. Sin embargo, la feria me daba algo de miedo, las alturas y yo no nos llevábamos bien. La cuestión es que jugar, y todo lo que invite a ello me atrae, me fascina y me dibuja una sonrisa.

Jugar está asociado a los pequeños. A su desarrollo, a su felicidad, a la similitud del juego con la vida y sus reglas, pero también está la creatividad  y me pregunto: ¿Quién ha establecido que haya un final para esta actividad? Jugar y la creatividad son dos herramientas útiles para un adulto en muchas circunstancias: para encontrar empleo, una nueva vocación.

Cuando llegamos a determinada edad (cada uno pondrá aquí la que quiera) pisamos el freno, guardamos los peluches que había sobre nuestra cama y cerramos la puerta con un candado. Estoy segura de que si pudiéramos leer la mente de esos padres que observan a sus hijos en los columpios escucharíamos algo así:

  • Me acuerdo cuando jugaba con mi hermana…
  • Más fuerte, más fuerte, ¡Anda que no me lo he pasado bien!
  • ¡Qué caliente estaba el tobogán en verano!
  • En un parque me enamoré de mi vecino Carlos, y se pasaba el día tirándome del pelo
  • Cómo me gustaba jugar en el suelo y con la tierra

¿Te identificas?

¡Suelta el abrigo y la mochila! ¡Ahora te toca a ti! ¿Qué son esos parques temáticos para llevar a los niños? ¡Una excusa para que los mayores podamos jugar sin ser juzgados! ¿Qué hay de malo?

A mí me divierte hacer fotografías. Pero no en cualquier sitio sino en el autobús. Era una actividad que tenía abandonada. El otro día cogí mi vieja cámara y sentada al final del vehículo, me dispuse a capturar todo lo que me llamara la atención. ¡Me sentía muy bien! ¡Claro que algunas personas miraban! Pero al cabo de un rato me daba igual, el trayecto era largo y se pasó en un suspiro. Había creado mi propio mundo.

Hace unos años grabé con esa misma cámara que no recoge el sonido, un trayecto desde el centro de la ciudad a mi casa, mezclado con imágenes de mis pies caminando, después le puse una música de fondo ¡Me sirvió como currículum!

¿Jugar no sirve para nada en un adulto? Sólo basta con observar a personas como Philippe Dubost que gracias a la creatividad y el sentido de humor, logró que su currículum fuera leído y publicado en diversos medios de comunicación. ¿Y qué representaba aquello? Un juego de adulto. Escribí un artículo en Pymes y Autónomos en su momento, echa un vistazo, puede ayudarte.

Creatividad + currículum = trabajo

No, no dejes de jugar porque además de sentirte feliz estarás alimentando tanto al niño que llevas dentro como a tu creatividad dormida. Comparte este mensaje obvio porque ya sabemos que lo obvio siempre pasa al cajón de los olvidos.

Y ahora, cuéntame a qué juegas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s